Supera los 5 mitos erróneos de la nube para superar tu transformación digital

La tecnología avanza a un ritmo vertiginoso, y saber utilizar las herramientas tecnológicas adecuadas en nuestra organización nos va a ayudar a mejorar los recursos y la competitividad global de la compañía.

El avance tecnológico cada día es más rápido, y el cloud es uno de los elementos claves a tener en cuenta dentro de una organización. Saber utilizar las herramientas tecnológicas adecuadas en nuestra organización es un reto que hay que superar para mejorar los recursos y capacidades internas, un hecho que nos facilitará la obtención de una mayor competitividad global dentro de la compañía.

Sobre el regreso de las empresas a sus oficinas comienza a coger fuerza un modelo de trabajo híbrido, dónde el empleado podrá trabajar días en remoto y días en la oficina. Siendo esto muy interesante a su vez tanto para las empresas como para los empleados. Un beneficio que afecta directamente a la productividad y al bienestar dentro de la compañía.

Después de lo sucedido y las medidas tomadas por las empresas durante el COVID-19, las empresas son cada vez más conscientes que deben migrar al cloud para ofrecer y garantizar las comunicaciones idóneas para el teletrabajo de sus empleados. A continuación, Telefónica ha querido terminar con ciertos conceptos erróneos del entorno en la nube como son los siguientes:

La nube es cara.

Los despliegues en la nube son menos costosos que la compra de software y hardware tradicional. Además, las empresas disfrutan de diferentes ventajas como flexibilidad y escalabilidad, y a esto se le añade un componente adicional importante como es la capa de seguridad que un proveedor cloud ofrece que son niveles altísimos de protección mayores a lo que una pyme puede tener.

No hay regulación en la nube.

De acuerdo la ley establecida por la Unión Europea, todos los servicios o aplicaciones con almacenamiento en la nube deben proporcionar protección cumpliendo con los reglamentos de protección de datos, como es el RGPD.

Ya tengo aplicaciones o datos en la nube, ya no tengo que hacer nada más.

Es un gran paso el tener aplicaciones o servicios en la nube, pero no debemos descuidar el proceso de transformación digital que debe seguir la compañía. Es por ello, que se debe evaluar las necesidades reales de nuestra organización y aprovechar las ventajas de la nube para buscar aplicaciones y servicios que nos ayuden a obtener más eficiencia y rentabilidad.

La información es pública en la nube.

Aunque todo está en internet, no significa que cualquiera pueda acceder a esos datos. Sectores como la banca cuentan con la mayoría de sus soluciones en la nube y es uno de los sectores con mayor protección de datos.

Tras los últimos meses queda demostrado que la tecnología cloud es uno de los motores principales de la transformación digital, y que ha permitido a muchísimas empresas durante esta pandemia operar en remoto.

Fuente: Telefónica


Aliquo Software

Una forma mejor de hacer las cosas

Comments are closed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies